Aceite inteligente: desarrollo finalista en el balseiro


Estudiantes y emprendedores de la Universidad Nacional del Sur (CONICET),  en la ciudad de Bahia Blanca participaron en un concurso del Instituto Balseiro, donde presentaron una solución a un problema bastante común en la industria, un aceite inteligente que minimiza el desecho del lubricante ya que resiste la entrada del agua y ademas baja el costo del mantenimiento de las máquinas, este aceite lograría que se rompan menos estos sistemas.

Lubricantes Vs Agua

El agua es la muerte para un lubricante. La entrada de agua a los sistemas es un problema de dimensiones impactantes. Esta tecnología permite a los aceites lubricantes comerciales incorporar a su estructura entre 20 y 90 veces la cantidad de agua máxima toleradas incluso por aceites Premium, mejorando su capacidad lubricante. 

El grupo de jóvenes que presentó este proyecto se formó en la Universidad Nacional del Sur y en la Universidad de Buenos Aires.

Un grupo de investigadores y emprendedores bahienses en coordinación con la Universidad Nacional del Sur y el CONICET han desarrollado un aceite inteligente de uso industrial que ha sido seleccionado como finalista del Concurso de Planes de Negocios Tecnológicos del Instituto Balseiro por la estrategia económica que han pensado para acompañar al producto.

Un emprendimiento tecnológico

Un grupo emprendedor llamado IMT que está compuesto por Bruno Pilotti, Walter Tuckart, Laura Pregliasco y por el docente universitario Germán Prietto. Hace unos tres años que estan con este desarrollo en el que buscan poner en valor esta tecnología que es un aceite lubricante industrial resistente al agua y con bajo impacto ambiental”.

Respecto al surgimiento de la idea primaria, el investigador señala a una necesidad como el inicio del proyecto “la idea surge porque nosotros tenemos mucho vínculo con las empresas de la zona y además por nuestra formación académica y sabemos que el agua es un contaminante muy peligroso en los aceites y eso nos llevó a buscar algún tipo de respuesta y así fue que llegamos a este aceite inteligente, que es un aceite que tiene una resistencia excepcional al agua y se utiliza en equipos industriales como turbinas, cajas reductoras y cajas multiplicadoras de los molinos eólicos. Son equipos que sufren daños muy severos culpa del ingreso de agua y además se evita un impacto ambiental muy importante”, subraya.

Sobre los detalles de su creación

Aclaran: “se encuentra protegida mediante secreto industrial, por lo que aún no podemos dar detalles, pero desde ya que todavía no fabricamos. Estamos negociando el licenciamiento de la tecnología para poder entonces efectivizar un primer aporte de capital, que nos permitirá terminar el desarrollo, orientándolo a la mejor patente posible. Recién entonces podremos contar detalles tecnológicos”.

Si bien el desarrollo no ingresó aún en etapa de fabricación, sus responsables trabajan en resolver una comercialización exitosa a partir de un modelo de negocios que resulte validado por actores relevantes del sector. 

En tal sentido, la participación en el concurso promovido por el Instituto Balseiro “aporta masa crítica a nuestra propuesta de calor, desafiando nuestros supuestos de forma de ayudarnos a corregir eventuales debilidades, hacia un lanzamiento exitoso de la empresa”.

“Desde IMT queremos destacar la buena voluntad que han puesto todas las instituciones y actores involucrados, ya que emprender desde la academia es muy complejo. Nosotros buscamos generar un impacto positivo en la sociedad a través del conocimiento científico financiado por la misma. Por eso queremos cuidar cada paso, para que éste sea un caso de éxito para la Universidad, para el CONICET y para Bahía Blanca y el país”, señalaron.

El documento destaca el “apoyo cotidiano” de las autoridades universitarias, en especial del secretario de Ciencia y Tecnología, Sergio Vera, y el subsecretario de Vinculación Tecnológica, Pablo Marinángeli.

instituto Balseiro

El Instituto Balseiro busca promover el desarrollo de empresas de innovación tecnológica en la Argentina con la organización anual de un concurso de planes de negocios. Los finalistas 2018.

Las universidades suelen ser la cuna de proyectos innovadores de alto impacto en la sociedad. Cinco proyectos de base tecnológica de todo el país fueron seleccionados como finalistas del concurso de planes de negocio para jóvenes tecnoemprendedores organizado por el reconocido Instituto Balseiro (IB), con el apoyo de la Comisión Nacional de Energía Atómica (CNEA) y la Universidad Nacional de Cuyo (UNCuyo). El IB50K tiene por objetivo promover la capacidad emprendedora de estudiantes y jóvenes profesionales de universidades nacionales, así como fomentar en la Argentina la creación y el desarrollo de empresas de innovación tecnológica.

Luego de pasar por un proceso de evaluación técnica y económica -que estuvo a cargo de tecnólogos, investigadores y expertos en economía y negocios-, fueron seleccionados los proyectos que llevarán en noviembre a sus representantes a Bariloche, sede del IB, para defender los planes frente a un jurado de expertos. Los miembros más jóvenes de los equipos serán los responsables de realizar las presentaciones que les permitirán acceder a los premios que este año superan los 50.000 dólares en financiamiento para avanzar con la implementación de los emprendimientos tecnológicos.

5 proyectos fueron seleccion

SabrinaPin
0