Ambiente

CONOCÉ LOS TAXOJUEVES: LA CIENCIA CIUDADANA EN TWITTER

25 de Abril del 2021 | 2 min lectura| RobertoAndrés
Compartir

Desde junio de 2020 un grupo de biólogos, naturalistas, comunicadores y amantes de la observación de la naturaleza se unen en una comunidad virtual que suma cada vez más adeptos y cada jueves comparte información, fotos, dibujos y videos sobre un taxón determinado.

¿Y qué son los taxones? Se trata de unidades para clasificar organismos según jerarquía: especies, géneros, familias, órdenes y clases. Lo más clásico es mencionar el género (un sustantivo en latín) y la especie (un epíteto): por ejemplo, Solanum tuberosum es la papa.

NO SE PUEDE PROTEGER LO QUE NO SE CONOCE

El lema que los convoca es que no se puede proteger ni valorar lo que no se conoce. Apelando a plataformas de ciencia ciudadana como iNaturalist, eBird Argentina y ArgentiNat, más fotos propias, nadie se queda afuera a la hora de divulgar la flora y la fauna de nuestro país.

Participar es muy fácil: a quien presida una semana le toca elegir a su sucesor, no se pueden adelantar los taxones de la semana siguiente ni repetir durante al menos un año los que hayan sido escogidos.

Aunque empezó como pasatiempo y excusa para conocer a otros que compartieran la pasión por “bichitos y plantas”, ahora sumó además una función informativa: cada semana se pone bajo la lupa un grupo distinto, se da cuenta de su importancia para los ecosistemas y las amenazas que enfrenta.

Los taxojueves quieren aportar a poner en valor la biodiversidad sin discriminar entre especies carismáticas y aquellas menos “populares” como insectos, reptiles y plantas. Por el contrario, cada jueves es una fuente inagotable de rarezas o datos curiosos sobre taxones y áreas protegidas, además de tips para mejorar el entorno que los rodea: algunos participantes ya cultivan plantas para tener polinizadores nativos, mariposas y pájaros.

CIENCIA CIUDADANA

Contra una concepción elitista, todos pueden aportar su granito de arena a la ciencia ciudadana desde cualquier lugar del país: sacando fotos en parques y plazas, en las vacaciones, apelando al archivo o haciendo sus propios dibujos. En eso Twitter cumple un rol fundamental porque es de acceso gratuito y permite integrar texto, imágenes y links para complementar la información.

La ciencia ciudadana viene creciendo junto con el interés por la conservación de la naturaleza. Para quienes trabajan en biología y naturalismo, además, la información novedosa y de primera mano es siempre bien recibida e incorporada a bases de datos para seguir aportando al cuidado de la biodiversidad.




Compartir en redes sociales