Ambiente

CREACIÓN DEL PARQUE NACIONAL EL IMPENETRABLE EN LA PROVINCIA DE CHACO

08 de Noviembre del 2014 | 2 min lectura| Alejandra Gonçalves Mendes
Compartir

Creación del Parque Nacional El Impenetrable en la provincia de Chaco- El Congreso Nacional aprobó la creación del Parque El Impenetrable en los territorios donde se encuentra la estancia que perteneció a un terrateniente. El asesinato del único dueño de la estancia “La Fidelidad” ubicada en el Impenetrable chaqueño, precipitó la concreción de un sueño que por más de 20 años mantuvieron conservacionistas y guardaparques: convertir a unas 250 mil hectáreas de monte continuo en un área protegida nacional. El nuevo Parque Nacional tendrá 128 mil hectáreas situadas entre los ríos Teuco-Bermejo y Bermejito y representará la reserva más grande del norte argentino.

La estancia la Fidelidad posee 150 mil hectáreas ubicadas en el Chaco y otras 100 mil en la provincia de Formosa y que figuro en la agenda de los ambientalistas desde los años 80 por sus altos índices de conservación, con enormes superficies en apariencia vírgenes, sin desmontes ni cultivos y albergan una gran diversidad de flora y fauna, además de especies en peligro de extinción como el yaguareté, el oso hormiguero y el tatú carreta.

El senador chaqueño Eduardo Aguilar, quien impulsó junto a diferentes organizaciones la iniciativa de crear un Parque Nacional en El Impenetrable, sostuvo que están dadas las condiciones para “darle refugio seguro a muchísimas especies que corren peligro de extinción. Con 150.000 hectáreas protegidas de la caza y los desmontes tendremos un gran Parque Nacional que junto a los Esteros del Iberá y las Cataratas del Iguazú formará un corredor natural que, además de contribuir a la preservación del ambiente, traerá turismo al Chaco”.

El Impenetrable representa uno de los últimos sitios en buen estado de conservación que aún persiste y que alberga especies en peligro crítico como el yaguareté, el tatú carreta y el águila solitaria.

El anuncio de dictamen favorable sobre esta ley necesaria para salvar a perpetuidad metros cuadrados de bosque nativo en Chaco y dejar una huella hacia el futuro, es consecuencia de tres años de trabajo por parte de un conglomerado de más de treinta ONGs encabezadas por Banco de Bosques, las donaciones de empresas y la colaboración de cientos de individuos que decidieron sumarse a la campaña.

Compartir en redes sociales