Tecnología sustentable

CREAN EN MÉXICO UN EXTRACTOR DE ACEITES ESENCIALES EFICIENTE Y SUSTENTABLE

30 de Setiembre del 2021 | 2 min lectura| RobertoAndrés
Compartir

Un equipo de investigadores de la Facultad de Agronomía de la Universidad Autónoma de Nueva León (UANL), liderados por el doctor Romeo Rojas Molina, construyó un extractor de aceites esenciales sustentable y altamente eficiente, que beneficiará a pequeños propietarios de tierra de siete estados mexicanos.

Extractor de aceites escenciales sustentable 


El equipo no necesita electricidad ni gas, para que sea usado en ejidos donde el agua o electricidad sea escasa o nula. Una vez que extraigan los aceites serán usados en medicina tradicional, perfumería y en procesamiento de alimentos como aditivos”, declaró Rojas Molina.

RELACIONADO: CIENTÍFICOS CONVIERTEN BOTELLAS DE PLÁSTICO EN SABORIZANTES DE VAINILLA

El artefacto es de acero inoxidable, tiene un sistema de calentamiento por gas o leña y un sistema de condensación de aceite que puede ser flexible para recirculación de agua o un tanque fijo. Su elaboración contó con el apoyo del Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (CONACYT) y el Consejo Nacional Forestal (CONAFOR), quienes financiaron el proyecto con 1.551.120 pesos mexicanos.

EXTRACCIÓN SUSTENTABLE DE ESPECIES AROMÁTICAS

El fundamento del proyecto “Estandarización de procesos de extracción de aceites esenciales de especies aromáticas: diseño y construcción de equipo microindustrial” reside en la histórica demanda para el aprovechamiento de especies aromáticas del desierto mexicano.

Se calcula que para producir un litro de aceite de orégano gastan tres mil pesos y se vende en 40 mil, mientras que el laurel se gasta siete mil pesos, pero se vende en hasta 100 mil. La especie más lucrativa es la damiana, que cuesta tres mil pesos extraerla, pero se vende en hasta medio millón.


Los ejidatarios, es decir, los beneficiarios en la otorgación de un ejido en México, necesitan un permiso de explotación, ya que las plantas crecen de forma silvestre. El Consejo Nacional Forestal hace un censo de plantas para ver cuánto es lo máximo que pueden explotar por año y les extiende un permiso de aprovechamiento.

A su vez, el organismo financiará el artefacto a los ejidatarios. La máquina tiene un valor de 330 mil pesos y capacidad de procesar 30 kilos de orégano seco por extracción. Cada extracción recibe entre 600 a 900 mililitros de aceite esencial.

EL DESAFÍO DE LOS PRODUCTORES DE ACEITES ESENCIALES

El equipo recolectó orégano, poleo, damiana y laurel en Tamaulipas, Durango, Chihuahua, Nuevo León, Coahuila, Zacatecas, San Luis Potosí y Oaxaca. La primera extracción de aceite se llevó a cabo a nivel laboratorio, en donde se caracterizaron los aceites, su rendimiento y actividades antioxidantes, y luego su identificación por cromatografía de gases.

Después, pasaron a terreno, en donde la tarea fue conocer los equipos que se encuentran para extraer aceites esenciales encontrando que no existe una tecnología hecha a la medida para los ejidatarios. Lo que existe es solo a nivel industrial.

Pero esto cambiará con el nuevo extractor. “Es una tecnología desarrollada en Nuevo León, en la Facultad de Agronomía, y hecha a la medida para los ejidatarios”, señaló Rojas Molina. “Puede moverse en una caja de camioneta. Fue un proyecto y una demanda específica nacional”, concluyó.

Compartir en redes sociales