Noticias

ENERGÍA GEOTERMICA EN SAN JUAN

11 de Marzo del 2014 | 2 min lectura| Alejandra Gonçalves Mendes
Compartir

La Facultad de Ciencias Exactas, Físicas y Naturales, a través del Departamento de Geología y la Ruhr-Universität Bochum de Alemania, organizan el Workshop sobre “Potencial geotérmico de la Cuenca Oriental de Los Andes. Construcción del Centro Geotérmico de San Juan-Argentina”.

Entrevistamos al Dr. Cristian Wetten, quien es uno de los organizadores del Workshop. Afirmó que la iniciativa de realizarlo surgió al ver lo interesante de la aplicación de la tecnología geotérmica en Europa y otras partes del mundo.

“Internacionalmente existe una asociación, la IGA (International Geothermal Association), en la que todos los centros de investigación que están vinculados a la Geotermia se asocian para difundir esta nueva tecnología de energía alternativa y prácticamente inagotable –continuó el Dr. Wetten- ya que aprovechar el calor terrestre es una tecnología muy accesible”, comentó el profesional.

En ese sentido, nuestro país es uno de los pioneros en geotermia en Sudamérica, con una usina que está ubicada en Copahue, Neuquén. “Argentina desde hace 20 ó 30 años está aprovechando esta energía y lo que queremos es generar la utilización en zonas que estén cerca de la demanda, por ejemplo Copahue, El Tatio (Chile) y Los Despoblados (San Juan)”, dijo el profesional. Esos lugares, según lo explicado por Cristian Wetten, están alejados de quien va a consumir la energía, entonces, el costo del tendido de red eléctrica hace inviable, por ahora, el aprovechamiento en esas áreas geográficas tan aisladas. “El caso de San Juan es una excepción porque se ubica donde está la empresa minera que explota el yacimiento Veladero, que es la que está invirtiendo en desarrollar la tecnología geotérmica para disminuir su consumo de combustible”, agregó Wetten.

¿La tecnología geotérmica podría disminuir costos de importación de combustibles?

Argentina está invirtiendo diez mil millones de dólares al año en importar combustibles, por esto, queremos aportar desde la geología, la geofísica, la ingeniería y la arquitectura para disminuir los costos del consumo de combustible. Y la geotermia ayudará al autoabastecimiento energético argentino. Existen zonas importantes en nuestro país en las que no hay volcanes, están en plena zona llana, tienen anomalías técnicas, pocos miles de metros de profundidad y se encuentran al alcance de cualquier equipo de perforación existente en Argentina, aplicados fundamentalmente a la industria petrolera. Estamos apuntando, en primer lugar, a lo que un ex profesor del departamento de geología de la UNSJ, el Dr. Bruno Baldis, esbozó en la década de 1980 en lo que se denominó el “Triángulo Geotérmico Calchaquí”. Esa es una zona bastante estudiada con métodos geológicos, geofísicos y sismológicos, en la que se puede aprovechar la energía del agua ya que existen perforaciones que están a menos de 800 metros de profundidad que tienen una temperatura del agua de 80 grados. Esto quiere decir que perforando 500 metros más, tendremos una temperatura de ebullición del agua que se puede utilizar mediante turbinas.

¿Qué área comprende el triángulo calchaquí?

El triángulo calchaquí es un triángulo que tiene un vértice en el océano pacífico, el otro a la altura de la ciudad de La Rioja y el último vértice a la altura de la ciudad de Tucumán y es el único que se ha investigado con sismología y técnicas geológicas. De todos modos, hay otros sectores que necesitamos investigar para lo cual hemos solicitado un subsidio a la provincia de San Juan que también está apoyando el Workshop a través de la Secretaría de Ciencia y Técnica. En definitiva, la idea es la creación de un Centro de Geotermia, no solamente para hacer investigación, sino formación de posgrado para que tengamos especialistas y que no pase, por ejemplo, como el caso de la construcción de la fábrica de paneles solares, que carecen de sanjuaninos formados en esa tecnología.

En San Juan, ¿qué zonas tienen potencial geotérmico?

Esa pregunta va a ser motivo de una de las exposiciones de un colega de la cátedra de Hidrogeología de la FCEFN, el Lic. Rubén Gianni, que va a presentar un mapa muy expeditivo sobre las temperaturas del agua subterránea en las diferentes cuencas de la provincia. Es un primer paso para dan un pantallazo para lo que denominamos “geotermia de baja entalpía”. Para quienes no comprenden el término, entalpía es el producto de la temperatura de una masa de terreno que puede o no tener agua por el volumen de esa masa. Entonces, cuando la entalpía es grande, la temperatura y la masa son grandes. Cuando hablamos de baja entalpía, el volumen de la masa es grande pero con baja temperatura, constante todo el año.

Es decir, edificios como el Centro Cívico o cualquier emprendimiento en medio de la nada del campo argentino podría aprovechar esta energía de baja entalpía para intercambiar el calor de los lugares donde se produce un trabajo urbano o algún frigorífico para ahorrar combustible, intercambiando el calor de ese ambiente con el frío relativo de la tierra en ese sector. Por lo tanto, uno de los principales objetivos es hacer un mapa geotérmico de San Juan primero y luego del resto del país.

¿Existe en San Juan alguna institución o empresa que haga ese trabajo?

Una empresa sanjuanina del rubro comercial ha hecho la instalación de geotermia de baja entalpía en Barreal, Calingasta. Allí se aprovecha una perforación de relativamente poca profundidad en la que existe un acuífero con una temperatura alrededor de los 15 ó 20 grados en invierno y en verano 30 ó 40 grados. Este salto térmico de 20 grados se puede revertir extrayendo el calor del ambiente de esa construcción y llevándola al subsuelo.

¿Esto podría suponer, contrario a lo que la gente piensa respecto a esta disciplina que estudia sólo las altas temperaturas, que se aprovecha todo ese diferencial de temperatura que podemos percibir de las profundidades?

Exactamente. Además, apuntamos que para poder aprovechar la geotermia de alta entalpía en cada sitio podamos hacer las perforaciones de la profundidad adecuada para tener generación de vapor de agua y generar energía. Esta tecnología será sumamente valiosa porque es ilimitada, no contaminante, ambientalmente inerte o inocua y no se generan residuos en el medio ambiente. En resumen, reúne una serie de condiciones muy importantes siendo una de las más relevantes la eficiencia de aprovechamiento.

Fuente: UNSJ

Compartir en redes sociales