GANÓ UN PREMIO POR PENSAR QUÉ HACER CON LA YERBA QUE TIRAMOS

GANÓ UN PREMIO POR PENSAR QUÉ HACER CON LA YERBA QUE TIRAMOS


Crear ladrillos fue su idea


El proyecto es por ahora una idea, una buena intención. Pero se espera que de ahora en más se torne realidad pensando en las posibilidades de desarrollo real. Como es necesario pensar en la resistencia de los bloques, el elemento fundamental sería cemento para darle firmeza.

Una estudiante de Abogacía de la UNS se presentó en un concurso del Banco Francés y ganó un premio por su idea de fabricar ladrillos con  restos de yerba mate en su composición.

La ganadora del concurso se presenta para nosotros:


Se llama Stefanía Bulleri, tiene 19 años, es de Villa Regina, y terminó segundo año de  Abogacía en la Universidad Nacional del Sur.

Presentó un proyecto en un certamen organizado y promocionado por el Banco Francés denominado “Mi primera empresa”. El concurso proponía pensar en una empresa ideando un producto que fuera del deseo de los participantes.

La futura abogada es la mencionada ya que su compañero de estudios no pudo ser parte  del concurso por ser mayor de 20 años, la edad límite para participar. Juntos pensaron en crear ladrillos ecológicos con residuos de yerba.

¿ Cómo surgió la idea?


Se fusionaron dos reflexiones para que surgiera el pensamiento: cuánto se contamina con la fabricación de ladrillos y  la cantidad de yerba que se tira cotidianamente.

En comunicación con sustentartv.com Stefanía se refirió a cómo surgió la iniciativa:

“ Veníamos pensando la idea de crear ladrillos ecológicos para probar. Mientras estudiábamos un día, analizamos la cantidad de desechos de yerba que hay sin usarla para ningún otro fin. Entonces, decidimos juntar las ideas y ver si funcionaba. Poco después surgió este concurso y decidimos presentar nuestro proyecto  a ver qué tal nos resultaba”.

El plan de negocios presentado “Construyendo Ecología”


Tuvo éxito y fue reconocido con un segundo premio de 30 mil pesos. Fue una iniciativa aislada, ajena a la carrera y sin la intervención de ningún profesor.

La estudiante explicó con sus palabras que  los organizadores del proyecto mencionaron la importancia de  ser “doblemente ecológico ya que se reutilizan los residuos de yerba y se evitaría la contaminación calórica que produce la quema de los ladrillos convencionales ya que a diferencia de éstos no necesitan quemarse. Solamente con estacionamiento estarían listos”, sostuvo.

Al ser consultada acerca de por qué le interesó pensar en una idea que recae en cuestiones de cuidado ambiental y sustentabilidad,  Stefanía nos contó que desde chica siempre estuvo orientada a  reutilizar materiales para crear nuevas cosas, “como un hobby”.

Detalles del concurso


Este año, BBVA Francés convocó  a jóvenes de entre 16 y 20 años de todo el país a participar del concurso “Mi primera Empresa” creando su propio plan de negocios.

Los participantes fueron orientados a lo largo de sus presentaciones y en el mes de octubre  fueron evaluados de acuerdo a su rigor técnico, creatividad, viabilidad y sustentabilidad.

En noviembre se dieron a conocer los planes de negocios ganadores y se realizaron los actos de premiación en las provincias respectivas a cada uno.

Stefanía lo recibió en Buenos Aires el día 29.

Ahora...a volver realidad la idea


Con el premio monetario que les proporcionó el banco, la estudiante mencionó que estas vacaciones van a comenzar a probar con distintas medidas y combinaciones de materiales para encontrar la más eficaz y la más apropiada, para que el ladrillo sea una posibilidad.

NoeliaGieser
857