Ambiente

INDIA DESPIDE A COLLARWALI, LA TIGRESA “SUPERMAMÁ”

18 de Enero del 2022 | 2 min lectura| Roberto Andres
Compartir

A sus dieciséis años, la tigresa Collarwali era la más popular en la reserva Pench de Madhya Pradesh, ubicada en el distrito Chhindwara en India central. Fue una “supermamá”: tuvo 29 cachorros y aportó enormemente a la estabilidad de la especie en la región. Tras dar señales de malestar, la tigresa falleció en la tarde del sábado 15. “Su intestino estaba bloqueado por barro y pelo”, dijeron fuentes oficiales. El domingo una tribu local participó de la cremación de Collarwali y le rindió un homenaje ritual por ser “el orgullo de todo Madhya Pradesh”.


INTELIGENTE PARA PROTEGER A SUS CRÍAS

La tigresa T-15, nombre oficial de Collarwali, nació el 22 de septiembre de 2005 producto de la unión de T-1 y T-7. Su nombre se deriva precisamente del hecho de que en 2008 fue la primera en tener un collar para monitorear y estudiar la crianza de cachorros de tigre, lo que la hizo protagonista de papers científicos donde destacan su inteligencia para proteger a sus crías de otros animales.

Por ejemplo, cuando en octubre de 2008 la tigresa se mantuvo alejada de su segunda camada por dieciséis días, mientras los cuatro cachorros tenían dieciocho meses, asombrando a los científicos que la monitoreaban. Sin embargo, no tardaron en notar la astucia de Collarwali: “La inteligente tigresa estaba protegiendo a sus cachorros manteniendo a raya al tigre macho T-30. Aunque se mantuvo alejada, aseguró su supervivencia dejándolos en un área con abundante comida y agua, una cobertura adecuada para acechar y descansar, y, lo que es más importante, sin perturbaciones humanas”. Poco más de dos semanas después, la familia se reunió.

Al igual que su padre, llamado Charger, Collarwali tuvo un papel dominante en esta reserva. Su madre también fue famosa: Barimada protagonizó el documental Espía en la jungla, de la BBC. Con esa genealogía a cuestas, Collarwali tuvo el récord de dar a luz una camada de cinco cachorros en 2010. De los veintinueve que tendría durante toda su vida, veinticinco lograron sobrevivir, algo también inédito. Gracias a su prolífica descendencia, Madhya Pradesh se convirtió en el estado indio con mayor población de estos felinos.

Los turistas destacan lo amigable de Collarwali, que se les acercaba cuando oía los vehículos en la carretera. La Dra. Aniruddha Majumdar, científica del Instituto Estatal de Investigación Forestal, dice que “su gloria aún vive”, ya que una de sus cachorras, que ahora habita en Panna, también dio a luz cinco tigres en una camada. Sus cachorros machos ahora dominan la reserva de Pench. “Era una madre legendaria y fue cremada a manos de Shanta Bai, una líder tribal local que encabeza Ecovikas Samiti y ha jugado un papel importante en la mejora de las condiciones de vida entre las tribus”, agrega Ashok Kumar Mishra, el director de campo de la reserva.

TIGRES DE BENGALA, SÍMBOLO DE INDIA

El país asiático es conocido por ser “la capital internacional del tigre”. Hay unas cincuenta reservas creadas para la protección de este animal, que puede habitar desde bosques tropicales a manglares y selvas de hierba, entre otros ecosistemas.

Aunque hay blancos y dorados en menor cantidad, el tigre de Bengala tiene una característica piel naranja, siendo la especie más emblemática en esta zona de hermosos paisajes y gran biodiversidad que inspiró a Rudyard Kipling, autor de El libro de la selva.


Lo que hoy es el parque nacional Pench, hogar de Collarwali, fue creado en 1965 como santuario de vida silvestre para muchas otras especies: chacales, pavos reales, perros salvajes, jabalíes, osos perezosos, leopardos, zorros, hienas rayadas, monos, ciervos y antílopes. Una década más tarde el santuario obtuvo el reconocimiento de parque nacional, y en 1992 se creó la reserva de tigres Pench en honor al río que la atraviesa.

UNA ESPECIE EN PELIGRO

El Programa Global de Recuperación del Tigre es una alianza global para duplicar el número de ejemplares en la naturaleza para 2022 en áreas clave en Bangladesh, Bután, India, Indonesia, Nepal y Myanmar. Según datos de la organización, las poblaciones de este felino se desplomaron de unos 100 000 en 1910 a 3200 en 2010.

Por la caza furtiva, la destrucción del hábitat y el conflicto entre humanos y vida silvestre, hoy ocupan el 7 % de su área original. Sin embargo, no todas son malas noticias: las poblaciones de tigres dentro de los sitios del proyecto, liderado por la Unión Internacional de Conservación de la Naturaleza, aumentaron un promedio de 40 %, de 770 ejemplares a 966 entre 2015 y 2021.

WWF Internacional también registra un repunte del total de tigres salvajes tras un siglo de declive. “Las poblaciones son estables o aumentan en India, Nepal, Bután, Rusia y China”, aseguran. Si bien hay unos 3900 tigres en la vida silvestre, la organización conservacionista sostiene que “se necesita mucho más trabajo” para asegurar el futuro de esta especie.

En ese desafío, la reserva Pench, que abarca territorios en Madhya Pradesh y Maharashtra, se considera uno de los hábitats de tigres más importantes del centro de la India. Gracias al aporte de Collarwali, la población de estos felinos ha venido en recuperación.


Compartir en redes sociales