Noticias

LA HISTORIA DE UNA FAMILIA DE BAHÍA BLANCA Y SU CASA DE BARRO

19 de Abril del 2021 | 2 min lectura| Micaela
Compartir

Lo diferente también es bueno

Conocimos la historia de Cintia Schiel y su familia conformada por la pareja, hijo de 5 años y una beba de 5 meses y medio. Ubicada en el barrio Altos del Parque Independencia, planearon una casa diferente al resto, comenzaron la construcción y desde SustentAR Tv compartimos su experiencia de vida.

La motivación, contaba Cintia, nació hace mucho tiempo atrás, "cuando nos conocimos surgió la idea de hacer una casa de Superadobe, te estoy hablando hace 8 años, por distintos motivos nos distanciamos y nos volvimos a reencontrar, volvió a reflotar eso que en algún momento habíamos hablado de ese proyecto en común y así comenzó. Empezamos a investigar de esta técnica, como se adaptaba para lo que queríamos y la verdad que nos gustó mucho".

Después de una minga, reunión solidaria de amigos y vecinos para hacer algún trabajo en común, se "tiraron de cabeza" a querer ver cómo era porque, hasta ese momento, "nunca habían metido las manos".


Manos a la obra

Hace 3 años compraron el terreno en una parte 'alta' de Bahía Blanca, una zona que, si bien está cerca de la ciudad, es bastante agreste. "Es un barrio viejo donde la mayoría de la gente tiene stud (nombre que se le da a las caballerizas donde se cuidan caballos de carrera) y caballos, eso nos gustó del lugar y arrancamos con la planificación de lo que queríamos hacer", completaba Cintia.

El año pasado, de a poco y con una cuarentena de por medio, arrancaron con un espacio que, en algún momento será un quincho, pero el objetivo es "dentro de poco irnos a vivir ahí ya que alquilamos y somos 4 en la familia", compartía la mujer, "nos agarró justo la pandemia y la paramos, estamos volviendo a retomar esa parte así que invitamos todo el que quiera aprender y, por qué no, a intercambiar conocimientos".


La técnica de Nader Khalili

Decidieron seguir el camino de Nader Khalili, arquitecto nacido en Irán e inventor del método de construcción SuperAdobe que utilizó para proporcionar refugios en países subdesarrollados y contextos de emergencia. Si bien de aspecto sencillo, las estructuras de adobe son sólidas y resisten a inundaciones, incendios, huracanes y terremotos. Aíslan del calor y del frío, y pueden levantarlas fácilmente hombres, mujeres o jóvenes. Gracias a esta invención de fácil utilización, ecológica y económica, las edificaciones respetan el medio ambiente y mejoran, de forma radical, la calidad de vida de un número incalculable de personas en todo el mundo.

"En cuanto a la técnica -desarollaba Schiel- es con bolsas que las llenas de tierra húmeda zarandeada, no tiene que estar muy mojada, la tierra que se utiliza tiene que ser arcillosa para que la humedad que tenga logre compactarse. También usamos botellas para darle un toque de color".

No son los únicos, ya que Cintia decía que "en este camino conocés mucha gente que busca el mismo cambio que vos, tenemos varios conocidos y amigos que tienen casa de barro también, y a veces se organizan mingas o juntadas donde uno va a colaborar en la casa de otro".


Casa sustentable

Además de una bioconstrucción, "en casa todo lo que es orgánico, lo separamos y lo compostamos. Y los envases de leche y latas, le damos uso para otras cosas, lo mismo que el cartón y si no nos sirve lo hacemos que circule para otra gente. 

En mi caso -mencionaba- todo lo que es cosmética uso lo que tenga el menor impacto al medio ambiente, ya sea la copa o toallitas higiénicas reutilizables y para el pelo y el cuerpo igual". Aplaudimos esta economía circular.

Además se encuentran desarrollando un invernadero subterráneo en la estructura de un tanque australiano que "bajamos el piso para aprovechar el espacio".

Con ayuda, esta familia bahiense se encuentra haciendo autoconstrucción, "invitamos a la gente que se quiera sumar y aprender más sobre esta técnica es más que bienvenida", finalizaba Cintia. Y quiénes quieran colaborar, también. Para contactarse, pueden hacerlo al 2914625650.


Compartir en redes sociales