Comidas saludables

LOS COLORES EN LAS FRUTAS Y VERDURAS

02 de Octubre del 2019 | 2 min lectura| alejagm
Compartir

Los colores tienen un importante papel en la alimentación, pues son básicos para aportar vitaminas y minerales al organismo.

La Organización Mundial de la Salud (OMS), recomienda consumir cinco porciones de frutas y verduras diariamente para suplir las diferentes necesidades nutricionales del organismo.

Todas las estaciones se visten de colores. Cuando se trata de nuestra salud, lo mejor es que disfrutemos de una alimentación multicolor.

Pensemos con color, ¡Prioricemos comer verduras y frutas! y nos saciaremos con menos calorías mientras satisfacemos las necesidades de nuestro organismo con más nutrientes.


Los colores

No solo son parte de la presentación de estos alimentos, sino que hablan de los beneficios y nutrientes que pueden ofrecer, puesto que ciertas sustancias que inciden en el cuerpo pueden reconocerse con colores específicos.

Las frutas y verduras tienen beneficios nutricionales como: baja cantidad de calorías, gran cantidad de agua, minerales como fibra, magnesio y potasio y una buena cantidad vitaminas.

Por sus colores, estos son SUS beneficios:

Verde

Es el color más fácil de hallar especialmente en verduras. Lechuga, apio, brócoli, manzanas verdes, kiwis, limones y muchos más alimentos proporcionan luteína, un potente antioxidante junto al calcio, el magnesio, la fibra y las vitaminas K y C. Incluso, protegen contra tipos de cáncer, mantienen huesos y dientes fuertes y ayudan a la salud visual.

Amarillo

El melón, el mango, el plátano, el maíz y otros son ricos en vitamina C, magnesio, ácido fólico y potasio, que ayudan a mejorar la salud cardiovascular, la piel y mantienen el sistema inmune.

Naranja

Son ricos en carotenos y carotenoides, bases de la vitamina A que refuerzan las defensas y propenden por una buena salud visual y de la piel. Por ejemplo, las mandarinas, calabazas, zanahorias.

Rojo

Las fresas, manzanas, los pimentones, tomates y demás contienen vitamina C, magnesio y licopeno, unas sustancias que contribuyen al bienestar del corazón. También se relacionan con la disminución del riesgo de padecer cáncer.

Café y blanco

Aunque son menos comunes, las peras, champiñones, coliflores y cebollas son fuente de flavonas y flavonoides, que funcionan como antioxidantes, antimicrobianos y antiinflamatorios. Por ello, regulan los niveles de colesterol, la presión arterial y a disminuir ciertos tipos de cáncer.

Morado y azul

Estis intensos colores se presentan en uvas, cebollas, ciruelas, moras y berenjenas. Tienen un alto beneficio antioxidante. Igualmente, mejoran la salud mental, protegen el corazón y regulan la presión arterial.

 

Compartir en redes sociales