Pintar y enfriar la casa...


Los equipos de aire acondicionado son la solución al problema de mantener frío el hogar en épocas de calor. Pero a su vez representan una incógnita en relación a su impacto en el ambiente. El sitio infotechnology revela un método creado para pintar y enfriar las paredes...

Recubrimiento PDCR

Un equipo de investigadores de la Universidad de Columbia ideó una manera de enfriar la casa. Creó un recubrimiento PDCR de alto rendimiento que funciona como un enfriador espontáneo. Se trata de “Enfriamiento Radiactivo Diurno Pasivo” o PDCR por su sigla en inglés. Es un polímero poroso que refleja la luz solar y permite que una superficie pueda enfriarse  e irradiar su calor a la atmósfera. Se consiguió una reflectancia del 96% y una emisión térmica del 97%.

En pocas palabras, son superficies que pierden calor constantemente, aún bajo los rayos del sol. Con materiales como estos, la vieja técnica del encalado podría competir con los aires acondicionados”, asegura el sitio web.

Cabe destacar que antes de inventarse el acondicionador de aire eléctrico en 1902 por Willis Carrier, la manera de enfrentar el calor era pintando las casas de blanco. Se mezclaba cal y sal. 

Las pruebas de la nueva pintura creada, que aún no está a la venta, demostraron que puede rebajar hasta seis grados en el desierto de Arizona y tres grados en un ambiente tropical como Bangladesh.

¿Usar el aire acondicionado es sustentable?

La solución de la pintura para enfriar, que parece mágica, viene a poner en duda el uso de los artefactos de aire frío para nuestros días calurosos...

“¿Cuánta energía consumimos? ¿es sustentable usarlos si dañan la capa de ozono?”, pregunta infotechnology. Y sostiene: “Enfriar el interior de los edificios para calentar el resto del mundo podría no ser la mejor idea”.

Cada vez que conectamos el aire acondicionado estamos contaminando nuestro entorno de dos formas. Una es la contaminación indirecta, producida por las emisiones a la atmósfera de las centrales termoeléctricas que suministran la energía a nuestros hogares y empresas. Para producir energía estas centrales utilizan combustibles fósiles que generan gases de efecto invernadero.

Pero también se produce una contaminación directa que es la generada por los propios aparatos de aire acondicionado. Ocurre que los gases refrigerantes que necesitan para ejercer su función correctamente, tendrían un impacto negativo en la capa de ozono.

En la actualidad, se busca la innovación en el sector, para climatizar de manera más adecuada con menor consumo eléctrico, incorporando gases refrigerantes menos dañinos.

FUENTES:

www.infotechnology.com

http://calderas-de-gas-calentadores.com

NoeliaGieser
478