Hogar

POR QUÉ MIS SUCULENTAS Y CRAZAS CAMBIAN DE COLOR

03 de Octubre del 2019 | 2 min lectura| alejagm
Compartir

¿Les pasó que compran una suculenta morada y ahora es verde, o al revés?

Cada planta es distinta y responden diferente al entorno en donde se encuentren y algunos consejos que te contaremos funcionarán si experimentas y lo ajustas al entorno donde vives.

Una de las características más atractivas de las plantas crasas son sus singulares colores. Entre las suculentas podemos encontrar diferentes tonalidades de verdes, rosas, morados, naranjas e incluso rojos. Pero puede que tras unos días en casa, el tono arrebatador que tanto nos sedujo cuando compramos la planta se desvanezca o cambie y aquellas hojas de color intenso se hayan vuelto de un verde más habitual.

Ver: CÓMO PLANTAR CRAZAS Y SUCULENTAS

Si a pesar de estar recibiendo los cuidados adecuados tu suculenta tiene una apariencia saludable pero cambia de color no te preocupes, es algo absolutamente normal que se produce por la alteración de las condiciones de cultivo que en casa suelen ser diferentes a las que había en el vivero. 

Para que tu suculenta tenga un color intenso prueba a estresarla un poquito.

 Acá algunas de las razones por las que nuestras suculentas se sienten “estresadas” y cambian de color: 

  • Muestro eterno rival… Riegos


Cuando hacemos las cosas bien, ellas no lo agradecen. Existen algunas suculentas que cambian su color verde a uno más vibrante como Morado claro o rosado, porque se sienten muy bien con los cuidados que tienen, y esto implica un perfecto riego.

Pero, otras veces nuestra suculenta pasa de tener esos colores para ponerse amarilla, trasparentosa, allí es donde viene el problema, puesto que cuando nuestra suculenta tiene ese cambio es exceso de agua. 

VER: MACETITAS EN CORCHOS DE VINO: CRAZAS Y SUCULENTAS


Luz

Hay suculentas que pierden su color cuando no reciben suficiente luz, entonces si tu suculenta esta dentro de tu casa y paso de tener un color vibrante a verde, es porque necesita más luz solar, pero recuerda no exageres, procura que las horas expuestas a la luz solar directa no excedan de 4 Horas. (Luz para suculentas)

Pero, si comienzas a ver que tu suculenta comienza a tener manchas negras o grises en sus hojas y tallo, tu planta se está quemando con el sol. ¡Muévela! colócala por unos días en un lugar donde no le pegue nada de luz solar.

Temperaturas frías


La temperatura ideal para nuestras suculentas es el cálido, alrededor de unos 21 a 24 grados centígrados; pero a medida de que bajan las temperaturas estos cambios por “estrés” comienzan a notarse. Pasan de ser verdes, naranja, morados a azul, o de ser verdes a naranja intenso o rojo. Esto no necesariamente es un indicador de que nuestra suculenta se está muriendo.


La misma planta que la foto anterior . Es impresionante lo diferente que puede ser el aspecto de una planta suculenta según los cuidados que reciba

Pero si tu suculenta comienza a ser gris, entonces se está congelando y en este punto es muy poco lo que puedes hacer para remediarla. Entonces, si las temperaturas comenzaron a bajar no dejes tus suculentas en el exterior, procura mantenerlas calientes y evita que se congelen.



Fuente e Imágenes: Guía de jardín/ Pinterest /
Compartir en redes sociales