Ambiente

ROBOTS PARA LOS CULTIVOS

12 de Octubre del 2016 | 2 min lectura| goridragon
Compartir

Robots para los cultivos

 Investigadores del CONICET ,San Juan desarrollan dispositivos robóticos para asistir al sector agropecuario.

Dado que en la provincia de San Juan hay clima desértico con suelos áridos y escaso aporte de agua por lluvias, los cultivos son totalmente dependientes del riego.

Se trata de producir en reducidos espacios, grandes cantidades de alimentos, por lo que se necesita una fuerte inversión en sistema de riego, energía e insumos. Con la implementación de técnicas modernas de riego, se cultivan vides, olivos, frutales, hortalizas entre otros, estos robot para los cultivos vienen a desarrollar una tarea fundamental para lograr sostenibilidad.

Investigadores del Instituto de Automática (INAUT,CONICET-UNSJ), desarrollaron sistemas robóticos para la asistencia en tareas agrícolas de la región.

¿Cuál es el objetivo ?

“Buscamos incorporar en la agricultura tecnologías de la información TIC´s, la comunicación y la electrónica para tener el control y la información cuantificada de lo que ocurre en la plantación tanto espacial como temporalmente. Con información precisa, los agrónomos pueden tomar decisiones correctas para una gestión optimizada.

Trabajamos en el desarrollo de vehículos autónomos o teleoperados terrestres y aéreos”, explica Ricardo Carelli, investigador principal del CONICET en el INAUT y director del mismo.

Los investigadores del Instituto instrumentaron y adaptaron un vehículo de tipo cuatriciclo para obtener información de la plantación y relevar mapas con información fitosanitaria  estructural –superficie foliar y volumen- y biológica –estrés hídrico o enfermedades- del cultivo, que es captada con sensores o cámaras de visión o infrarrojas.

El control en el aire

En cuanto a los sistemas aéreos, desarrollaron prototipos de drones que mediante sensores permiten conocer datos de estructura, humedad y temperatura de los cultivos. Pueden ser manejados en forma manual, teleoperados desde una estación base en una computadora o mediante un GPS.

Uno de los desafíos que esperan superar los científicos es el de aumentar la autonomía de vuelo. En este sentido Carlos Soria, investigador adjunto del CONICET en el Instituto comenta que los drones funcionan con baterías de litio polímero y estudian alternativas desde la electrónica y el software para aumentar el rendimiento de ese material que como máximo dura 15 minutos.

Hay muchos drones comerciales que pueden programar su trayectoria en función del GPS pero para aplicaciones de agricultura, se necesita un componente más complejo, que el drone se movilice correctamente por los caminos vegetales donde se encuentran exactamente los árboles y sigan esa línea,  lo que no es capaz de hacer el GPS.

Finalmente, otro de los aspectos que estudian es la teleoperación –trabajo a distancia- de los vehículos. Vicente Mut y Emanuel Slawiñski, investigadores independiente y adjunto del CONICET, respectivamente, desarrollan el software para los controles de los drones.

Sistemas de riego y monitoreo de riego

Otro de los dispositivos desarrollados por los investigadores del INAUT para asistir en tareas agrícolas es un sistema de gestión de riego de precisión que controla la humedad del suelo, temperatura y humedad ambiente, y estaciones meteorológicas, además de controlar el encendido del equipo y el accionar de cada válvula en los diferentes sectores de riego.

El sistema no solo registra la humedad en la zona de las raíces de la planta sino que la parte de control maneja la bomba y los reservorios de agua.

Fuente:  CONICET

Compartir en redes sociales